Primera aparición y enlaces más profundos

Primera aparición en la RAE y fuera de ella

Hasta ahora, en Dirae se podía saber, para la mayoría de las palabras, en qué año la había recogido la RAE por primera vez. Pero hace poco, la edición en línea del Nuevo Tesoro Lexicográfico de la Lengua Española incorporó un montón de diccionarios más, editados fuera (y antes) de la Academia, incluyendo los venerables Vocabulario de Antonio Nebrija y Tesoro de Covarrubias. Si podéis, os aconsejo bucear por el NTLLE. Es fabuloso poder ver el surgimiento de las palabras y su evolución en el tiempo. Por ejemplo, así definía Sebastián de Covarrubias «adivinar» 1611:

adivinar. Decir lo que está por venir, sin certidumbre ni fundamento, con temeridad y gran cargo de conciencia. Y a los que profesan esta mala arte llaman adivinos y, si lo hacen consultando el demonio, son castigados con graves penas. Del verbo latín divinare.

Aprovechándome de esto, he añadido un dato más en Dirae que indica el año de primera aparición en un diccionario, junto con el de primera aparición en un diccionario de la RAE. Así, podemos ver casos curiosos en los que la RAE ha remoloneado bastante a la hora de incluir alguna palabra como, por ejemplo, «puñeta», que ya recogía Pedro de Alcalá en 1505, mientras que la RAE lo hizo en 1985, cinco siglos después.

También enlazo a una imagen escaneada de la portada del diccionario.

Para los curiosos, este es el listado de diccionarios, en su primera edición:

Enlaces más profundos

Con esto de ir engordando cada vez más la ficha de una palabra de Dirae con metadatos, se ha hecho necesario poder enlazarlos directamente. Si pasáis el ratón por alguno de ellos, veréis que aparece un calderón a su derecha. Basta con hacer clic en él y tendréis un enlace al dato. Por ejemplo: el uso en el tiempo de «soviético» o la pronunciación de «chantaje».